Fabricación

La fabricación es un proceso fundamental en la producción de bienes y productos que utilizamos en nuestra vida diaria. Desde la confección de prendas de vestir hasta la creación de automóviles, la fabricación juega un papel crucial en nuestro mundo moderno. En este artículo, exploraremos los diferentes aspectos de la fabricación, desde las técnicas tradicionales hasta las innovaciones tecnológicas más recientes. Descubriremos cómo se lleva a cabo este proceso, los desafíos a los que se enfrenta y cómo la fabricación está evolucionando para satisfacer las demandas de una sociedad en constante cambio. Si estás interesado en conocer más sobre la fascinante industria de la fabricación, ¡sigue leyendo!

Un sistema en el que las materias primas se convierten en productos terminados, creando valor añadido en el proceso.

¿Qué es la fabricación?

La fabricación es el procesamiento rentable de productos terminados a partir de materias primas utilizando diversos métodos, mano de obra humana y equipos de acuerdo con un plan detallado. La fabricación a gran escala utiliza recursos básicos, incluidos procesos de línea de montaje y tecnologías sofisticadas para la producción en masa de bienes.

Fabricación

Los fabricantes utilizan economías de escala para aumentar la eficiencia y producir más unidades a menores costos. Como proceso de creación de valor, la fabricación permite que las materias primas pasen por un proceso de cambio para convertirse en parte de un producto y, en última instancia, venderse a un precio superior al valor de las materias primas. El Conference Board (CB) recopila y difunde información sobre el sector manufacturero y los economistas la revisan intensivamente.

Resumen

  • La fabricación es un sistema en el que las materias primas se convierten en productos terminados, creando así valor añadido.
  • Mientras que los individuos tradicionalmente agregaban valor a las materias primas cambiando su estructura, refinándolas y procesándolas para obtener productos finales más útiles, la Revolución Industrial del siglo XIX condujo a la mecanización del proceso de fabricación.
  • El sector manufacturero contribuye significativamente al crecimiento de la economía debido a sus características únicas.

Entendiendo la fabricación

Los humanos siempre han estado asociados con la creación de artefactos a partir de materiales como cerámica, piedra, madera y minerales metálicos. Las empresas y los individuos aumentan el valor de las materias primas cambiando su forma, refinándolas y procesándolas para convertirlas en productos finales más útiles.

Al aumentar el valor de las materias primas, la manufactura crea riqueza en forma de ganancias, lo que la convierte en una empresa rentable. A medida que la gente empezó a especializarse en las habilidades clásicas de producir bienes, otros proporcionaron a las empresas fondos para comprar materiales y equipos.

Las características de los procesos y operaciones de fabricación cambian constantemente con el tiempo. El tipo y la cantidad de mano de obra requerida varía según el tipo de producto final deseado. En un caso extremo, los productos se elaboran utilizando métodos más tradicionales, como a mano o con equipos sencillos. El método está asociado con artefactos tradicionales como la carpintería, el trabajo del metal, el trabajo del cuero o la fabricación textil.

Por otro lado, las empresas utilizan maquinaria especializada para permitir la producción a gran escala. Este último proceso no requiere tantas operaciones manuales.

Fabricación

Historia de la fabricación moderna.

La historia de la fabricación se remonta a la Revolución Industrial del siglo XIX, cuando las materias primas se transformaron en productos terminados. Este período marcó la transición de la tecnología del trabajo humano a los procesos de fabricación mecánicos y químicos y convirtió a los artesanos en trabajadores asalariados. Anteriormente, la producción de productos hechos a mano dominaba el mercado.

La invención y mejora de las máquinas de vapor y otras tecnologías marcaron el comienzo de una era industrial moderna temprana en la que las empresas introdujeron máquinas en el proceso de fabricación. Aunque el cambio aumentó el volumen de productos terminados, también redujo la cantidad de trabajadores necesarios para producirlos.

Por ejemplo, la fabricación en línea de montaje y la producción en masa redujeron la necesidad de personalización de piezas. En cambio, permitió a las empresas producir piezas intercambiables y al mismo tiempo promover la disponibilidad de bienes.

Una de esas empresas que popularizó las técnicas de producción en masa a principios del siglo XX es Ford Motor Company. Los sistemas controlados por computadora y los dispositivos electrónicos de precisión ayudan a sincronizar las operaciones y permiten a las empresas adoptar procesos de fabricación de alta tecnología.

Debido a la fuerza laboral especializada y a una mayor inversión de capital, el valor agregado de los productos que utilizan estos enfoques generalmente tiene un precio más alto. Las economías desarrolladas suelen emprender tareas de fabricación altamente calificadas que requieren tecnología más avanzada y cuyos productos terminados están destinados a consumidores de nivel medio y alto.

Hoy en día, los rápidos cambios tecnológicos están aumentando la eficiencia en el sector manufacturero. En particular, los ciclos de vida de los productos son cada vez más cortos sin comprometer la calidad. Además, la flexibilidad y la capacidad de respuesta de la tecnología ayudan a aumentar la productividad de los empleados.

Impacto y medida de la manufactura en la economía.

La evidencia histórica apunta a la conexión entre producción y crecimiento económico. Los economistas defienden dos tipos de explicaciones de que la manufactura sea el motor del crecimiento económico.

La primera explicación se centra en las características únicas del sector manufacturero, mientras que la segunda examina la influencia de las características en los rendimientos y el crecimiento económico. En el primer caso, la manufactura ofrece oportunidades relativamente mayores para la intensificación y la acumulación de capital.

Además, la manufactura aprovecha las economías de escala que surgen de la indivisibilidad técnica y la producción en masa. Las oportunidades de aprendizaje superior en la industria manufacturera promueven el progreso tecnológico.

En el segundo caso, el crecimiento económico se basa en la premisa de que cada sector económico desencadena efectos de “empuje” y “atracción” sobre el resto de la economía. Por ejemplo, la compra y venta provisional de medios de producción por parte de empresas productoras afecta al resto del sistema económico.

Las agencias gubernamentales y las economías nacionales utilizan diferentes tipos de métricas para evaluar el papel importante de la manufactura en la economía. Por ejemplo, para comparar la producción manufacturera con el tamaño general de la economía, se utiliza el índice de valor agregado manufacturero (VAM), que representa un porcentaje del producto interno bruto (PIB).

Las agencias también utilizan encuestas de empresas manufactureras para estimar nuevos pedidos, empleo y niveles de inventario. Un ejemplo típico es el Institute for Supply Management, que recopila y publica resultados Informe de fabricación ISM cada mes. Los investigadores y analistas financieros utilizan el informe para determinar el estado de la economía y predecir la dirección general del mercado de valores.

Recursos adicionales

CFI es el proveedor oficial del programa de certificación Commercial Banking & Credit Analyst (CBCA)™, diseñado para transformar a cualquier persona en un analista financiero de clase mundial.

Para ayudarle a convertirse en un analista financiero de primer nivel y maximizar su carrera, estos recursos adicionales le resultarán muy útiles:

Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded

Deja un comentario

¡Contenido premium bloqueado!

Desbloquear Contenido
close-link