Pérdida máxima previsible

El concepto de pérdida máxima previsible representa un factor crucial para cualquier negocio o inversión. En el mundo financiero, entender y evaluar esta métrica se vuelve esencial para tomar decisiones informadas y gestionar los riesgos de manera adecuada. En este artículo, exploraremos en profundidad qué es la pérdida máxima previsible, cómo se calcula y por qué es fundamental para proteger nuestra inversión. ¡Acompáñanos en este recorrido por el fascinante mundo de la gestión de riesgos!

El peor escenario en términos de daños y pérdidas financieras que puede sufrir una empresa en caso de un evento adverso

¿Cuál es la pérdida máxima previsible?

El daño máximo previsible es un término de seguro que se refiere al peor escenario posible en el que la reclamación por daños es mayor. Esto significa que el daño sufrido por el asegurado es importante y necesita el mayor pago posible para restaurarlo a la condición anterior a que ocurriera el riesgo asegurado.

Pérdida máxima previsible

Esta situación puede surgir si el peligro asegurado causa una destrucción importante de los bienes del asegurado y perturba las operaciones comerciales habituales, cuya recuperación total llevará mucho tiempo.

Resumen

  • La pérdida máxima previsible es el peor de los casos en términos de daños y pérdidas financieras en las que puede incurrir una empresa en caso de un evento adverso.
  • Las mayores pérdidas previsibles pueden resultar de eventos adversos como incendios, explosiones, tornados, fallas de equipos y otros eventos inesperados.
  • La reclamación por pérdida máxima imprevisible es integral e incluye la pérdida física de propiedades y equipos y la interrupción de las operaciones comerciales diarias.

Comprender la pérdida máxima previsible

En la industria de seguros, el daño máximo previsible es el mayor daño posible que puede sufrir un asegurado. La magnitud del daño puede ser causada por diversos eventos adversos como incendios, explosiones o fallas de equipos. Cuando ocurren tales eventos, no sólo causan daños a la propiedad sino que también afectan la fuente de ingresos del asegurado.

Al compensar al tomador del seguro, la reclamación del seguro debe incluir una compensación por la reparación, reconstrucción o compra de una propiedad o activo, así como una compensación por la pérdida de ingresos. Sin embargo, como es práctica común en la industria de seguros, el asegurador debe realizar investigaciones sobre los daños sufridos para garantizar que los daños sufridos no se deben a la negligencia del tomador del seguro. El asegurador también realizará una valoración y valoración independiente del valor del daño para determinar el alcance del daño o pérdida sufrido por el tomador del seguro.

Causas de pérdida máxima previsible

El daño máximo previsible se produce cuando el tomador del seguro sufre un daño importante como consecuencia de la ocurrencia de un siniestro asegurado. Los tres eventos principales que pueden resultar en una pérdida máxima previsible incluyen:

Fuego

El fuego es la causa principal de los mayores daños previsibles y, si no se controla, puede propagarse hasta consumir todos los materiales combustibles. Por ejemplo, si se produce un incendio en un almacén y la protección automática contra incendios no funciona y los bomberos no llegan a tiempo, la acumulación de combustible alimentará el fuego durante mucho tiempo.

Los almacenes generalmente pueden contener pallets de madera, materiales de embalaje, contenedores de plástico y los propios productos, creando una situación de quema libre. En tal situación, la única solución para evitar que el fuego se propague a otras zonas del almacén es disponer de un cortafuegos o una separación física entre las zonas de almacenamiento.

explosión

Una explosión es un riesgo común en cierto tipo de instalaciones que procesan materiales explosivos. La explosión puede ser causada por la naturaleza del sistema o si en el sistema se realizan actividades con alto riesgo de explosión.

Ejemplos de tales instalaciones incluyen instalaciones de almacenamiento de combustible, instalaciones de producción de fertilizantes, cervecerías e instalaciones de procesamiento de productos químicos. En principio, las instalaciones están obligadas a tomar medidas para evitar que se produzca una explosión u otros acontecimientos que puedan provocar el mayor daño posible. Las medidas pueden incluir una mayor seguridad del proceso, la separación de materiales explosivos y un seguimiento continuo de los empleados de la fábrica.

Fallo del dispositivo

El fallo de equipos esenciales también puede provocar pérdidas máximas previsibles, especialmente si el equipo es fundamental para el proceso de producción de una empresa. Por ejemplo, la falla de un equipo altamente especializado que una empresa utiliza para realizar funciones básicas puede resultar en una pérdida significativa de ingresos para la empresa.

Además, una falla del equipo puede provocar otros eventos como una explosión o un incendio, que pueden causar daños irreparables a la empresa y por ende pérdidas financieras. Las empresas pueden mitigar las fallas de los equipos mediante el reemplazo oportuno de piezas desgastadas o defectuosas, el mantenimiento preventivo de rutina y el monitoreo adecuado de las máquinas.

Esto le permite reclamar los mayores daños previsibles posibles.

Si un asegurado sufre la máxima pérdida posible, significa que la ocurrencia de un evento adverso ha resultado en daños y pérdidas financieras importantes que alguna vez podría sufrir. Por lo tanto, presentar una reclamación por daños máximos previsibles es un proceso extenso que tiene en cuenta no sólo las pérdidas físicas de la propiedad y el equipo, sino también el impacto negativo de la pérdida en las operaciones comerciales habituales.

Dependiendo de la gravedad del daño y del tamaño de la empresa, puede llevar semanas o meses restaurar al asegurado a su estado original antes de que ocurriera la pérdida. El Asegurador reconoce que es posible que la Compañía no pueda continuar con sus operaciones diarias regulares mientras se llevan a cabo las reparaciones o modificaciones.

Por lo tanto, la interrupción del negocio puede ser parcial o total, dependiendo de si el negocio está operativo. Tienda online o tiene otras ubicaciones físicas que no fueron afectadas por el evento. Si una empresa espera la mayor pérdida previsible posible, debe contratar un seguro para protegerse de eventos inesperados que puedan causar el mayor daño financiero posible a la empresa.

Más recursos

CFI es el proveedor oficial del programa de certificación global Commercial Banking & Credit Analyst (CBCA)™, diseñado para ayudar a cualquier persona a convertirse en un analista financiero de clase mundial. Para avanzar aún más en su carrera, los siguientes recursos adicionales le serán útiles:

Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded

Deja un comentario

¡Contenido premium bloqueado!

Desbloquear Contenido
close-link