contrato de subarrendamiento

Si estás pensando en subarrendar tu propiedad o estás buscando una forma de obtener ingresos adicionales alquilando un espacio que no utilizas, es importante que conozcas todos los aspectos legales y pautas a seguir. En este artículo hablaremos sobre el contrato de subarrendamiento, una herramienta fundamental para establecer acuerdos claros y proteger tus intereses. Acompáñanos y descubre lo que necesitas saber sobre este tema antes de embarcarte en esta aventura inmobiliaria.

contrato de subarrendamiento

¿Qué es el subarrendamiento?

Un contrato de subarrendamiento es un acuerdo entre el inquilino y un tercero, por el cual el inquilino transfiere su arrendamiento al tercero por un período de tiempo determinado, pero en caso de incumplimiento por parte del tercero, el inquilino está obligado a pagar el importe vencido. alquiler y otras tarifas mencionadas en el contrato de alquiler al propietario.

Existe una diferencia entre un contrato de alquiler y un contrato de subarrendamiento. El contrato de alquiler es un acuerdo entre el propietario y el inquilino, pero un contrato de subarrendamiento es un acuerdo entre un inquilino y otra parte. En un contrato de alquiler, la propiedad del inmueble se transfiere del arrendador al inquilino por un período determinado y cantidad acordada entre ambos. En el caso de un subarrendamiento, el inquilino transfiere la propiedad del inmueble alquilado a otra parte en las condiciones acordadas.

¿Como funciona?

A veces, el proceso de subarrendar la propiedad se incluye en el contrato de arrendamiento original o se establece en el contrato de arrendamiento para que el dueño de la propiedad pueda controlar a la persona que vivía en la propiedad. Si el inquilino celebra un contrato de alquiler con un tercero, deberá informar al propietario y obtener su consentimiento. Subarrendar el inmueble no exime al inquilino de su obligación de pagar el alquiler y otros gastos como indemnizaciones, etc. al propietario.

Si el subarrendatario comete un incumplimiento o si no puede pagar el alquiler y otros gastos al inquilino, en este caso el inquilino está obligado a pagar el importe adeudado al arrendador. Además, es responsabilidad del subarrendatario pagar el importe impago al inquilino. Las leyes de subarrendamiento varían en diferentes estados y ciudades.

Ejemplo de subarrendamiento

La señora Samantha compra una propiedad en Londres con un contrato de arrendamiento de un año. Aquí la Sra. Samantha es la inquilina. Después de cinco meses consiguió un proyecto en Moscú por unos meses. Sin embargo, si abandona la propiedad, tendrá que pagar los costos contractuales ya que abandonó la propiedad antes de los términos acordados y también perderá la propiedad. Por otro lado, no ha abandonado la propiedad, tiene que pagar alquiler en ambas ciudades. Para evitar estas circunstancias, le paga a la Sra. Richet el alquiler de estos meses y le devuelve la propiedad a su regreso de Moscú.

Este contrato entre la Sra. Samantha y la Sra. Richet es un acuerdo de subarrendamiento. La Sra. Richet es una nueva inquilina aquí. La Sra. Richet está obligada a pagar el alquiler a la Sra. Samantha y la Sra. Samantha está obligada a pagar el alquiler al propietario. Si la Sra. Richet no puede pagar el alquiler durante algunos meses, la Sra. Samantha estará obligada a pagar el monto atrasado (adeudado pero no pagado) al propietario. Esto beneficia tanto al propietario como al inquilino.

Motivo del subarrendamiento

Generalmente, el contrato de alquiler es por un período acordado y en ocasiones el inquilino no puede completar el contrato de alquiler por motivos personales, como por ejemplo: B. porque se muda temporalmente a otra ciudad o estado y no quiere perder la propiedad. Así, para escapar de los honorarios u obligaciones contractuales (que debe pagar si quiere salir del contrato de alquiler antes de que finalice el plazo del arrendamiento) y evitar pagar dos veces el alquiler, el inquilino subarrienda la propiedad. a uno por el período de mudanza transferido a otra persona. Esto significa que el inquilino también recupera la propiedad cuando regresa a la ciudad. Esto también supone una ventaja para el propietario, ya que recibe el alquiler durante todo el periodo de alquiler y no es necesario buscar otro inquilino para su propiedad.

Subarrendamiento de propiedades en alquiler

Es necesario informar al propietario sobre el subarrendamiento y obtener su consentimiento, ya que la propiedad es propiedad del propietario y éste puede emprender acciones legales contra el inquilino por uso ilegal de su propiedad. El contrato de alquiler original puede contener algunas cláusulas de subarrendamiento que establecen que si el inquilino subarrenda la propiedad en alquiler y cobra un alquiler superior al alquiler real indicado en el contrato de alquiler original, el monto total o una parte de la diferencia (alquiler real) El alquiler facturado por el inquilino al tercero (alquiler según el contrato principal) es retenido por el propietario.

Subarrendar versus subarrendar/realquilar

El contrato de alquiler original se firma entre el propietario y el inquilino. En ambos términos, subarrendamiento o subarrendamiento, interviene el tercero, pero la forma de poner a disposición el inmueble para alquiler es diferente.

En el caso de un contrato de subarrendamiento, el inquilino pone la propiedad en alquiler a disposición del tercero para su alquiler por un período de tiempo acordado y, en caso de incumplimiento por parte del tercero, el inquilino está obligado a pagar el alquiler al propietario. El tercero sólo está obligado a pagar el alquiler al inquilino.

Sin embargo, con el subarrendamiento/liberación, el inquilino transfiere la propiedad de la propiedad alquilada al nuevo inquilino. Sin embargo, el nuevo inquilino siempre es responsable de pagar el alquiler al propietario. En el caso de un nuevo alquiler, el contrato de alquiler original finaliza mutuamente y se firma un nuevo contrato entre el propietario y el nuevo inquilino.

Diploma

El contrato de alquiler se celebra inicialmente entre el propietario y el inquilino. En este escenario, si el inquilino transfiere la posesión de la propiedad de alquiler a un tercero en régimen de alquiler, se produce un subarrendamiento. Para celebrar el contrato de subarrendamiento, el inquilino requiere el consentimiento previo del propietario; de lo contrario, podrá emprender acciones legales contra el inquilino. El monto de este subarrendamiento no debe exceder el monto real establecido en el contrato principal. Si se supera este límite, también se deberán observar las disposiciones del contrato de alquiler principal en cuanto al importe del subarrendamiento. Esta terminología de subarrendamiento entra en juego porque en ocasiones el inquilino no puede cumplir con el plazo del contrato de arrendamiento. Gracias al subarrendamiento, el inquilino recupera la propiedad al cabo de un tiempo ampliando el contrato.

Artículos recomendados

Esta es una guía para subarrendar. Aquí analizamos la introducción al subarrendamiento junto con el proceso de trabajo, la propiedad de alquiler, ejemplos y el motivo. También puedes echar un vistazo a los siguientes artículos para obtener más información:

  1. Financiamiento versus arrendamiento
  2. Arrendamiento apalancado
  3. Arrendamiento de capital versus arrendamiento operativo
  4. Concepto de materialidad
  5. Antigüedad de cuentas por cobrar

Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded

Deja un comentario

¡Contenido premium bloqueado!

Desbloquear Contenido
close-link